El ensayo del Dulce Nombre recauda más de 120 kg de alimentos y juguetes

A un ‘ahí queó’ del año 2016, la joven cuadrilla del Dulce Nombre ha querido cerrar este final con una grata noticia y dando ejemplo de las buenas acciones que se pueden realizar en el seno de nuestras Hermandades y Cofradías.

Con mucha voluntad, el costal bajo el brazo y una parihuela que rezaba bajo el lema ‘échanos alimentos y juguetes’, la cuadrilla de niños de la Hermandad del Domingo de Resurrección consiguieron, en la tarde de ayer, más de 120 kilos de alimentos que los motrileños iban depositando conforme el ensayo recorría las distintas calles y plazas más céntricas de Motril.

Tras la finalización de este primer ensayo solidario, el ambiente que se respiró fue de auténtica satisfacción y alegría. El propio cuerpo de capataces, compuesto por Juan Aguado y Guille Martín, así lo afirmaban minutos después del término del mismo. “Seguimos con mucha ilusión y vemos a nuestra gente con muchas ganas”, admitían ambos.

Entre abrazos y felicitaciones navideñas, una vez más, la juventud cofrade volvió a demostrar que está viva haciéndolo de la mejor manera posible: Con cientos de kilos de solidaridad. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *